El marketing como herramienta dinamizadora de las ventas

El marketing ha adquirido una mayor dimensión en los últimos tiempos al ser una herramienta que determina, en gran medida, la evolución de las ventas. La inversión en marketing crea nuevas posibilidades de negocio e identifica a potenciales clientes, de modo que es capaz de convertir una situación difícil en una oportunidad.

En los actuales tiempos, el marketing interactivo es el más rentables de todos, puesto que las campañas online se adaptan a cualquier tamaño de empresa al ser mucho más económicas. Existen algunas empresas que saben hacer buen uso del marketing como estos cerrajeros de Leganés.

El marketing también debe adaptarse

La crisis económica acaecida en los últimos tiempos ha modificado los comportamientos de consumo, además de impulsar una acentuada caída de la actividad comercial, una situación ante la que el marketing empresarial adquiere una mayor dimensión que la presentada hasta ahora. Y es que, dada la actual coyuntura, el marketing ofrece una solución a las necesidades, obstáculos y los problemas a los que pueda enfrentarse una empresa, ya que se trata de convertir una situación difícil en una oportunidad.

Hasta la fecha, el marketing empresarial es concebido como un conjunto de normas y técnicas orientadas a dinamizar las ventas mediante la incorporación de técnicas, estrategias y planificaciones. Se trata de una disciplina en la que juega un papel primordial una gran variedad de elementos, que abarcan desde el tipo de producción hasta la comunicación y la publicidad que realiza la empresa para comercializar un determinado producto. Unas variables que determinarán la evolución de las ventas, así como la identificación de potenciales clientes, puesto que ayudan a mejorar el producto, a optimizar la gestión mediante el lanzamiento de una marca comercial, la potenciación de la imagen corporativa o la difusión de campañas promocionales.

Sin embargo, es hoy en día cuando el marketing ha de adaptarse más que nunca a las necesidades del cliente. Y para ello es necesario continuar invirtiendo en esta área con el fin de detectar esas posibilidades de negocio, estudiando en qué productos, qué menajes y cuáles han de ser los medios por los que se ha de apostar, etc. Ello posibilitará la captación de nuevos clientes, además de ayudar a la empresa a posicionarse mejor en la mente del consumidor y aprovechar las nuevas oportunidades de negocio.

En la época por la que atravesamos, las oportunidades pueden estar encaminadas a los proveedores de mayor confianza y a aquellos clientes a los que nunca hemos conseguido acceder. Para ello, la fuerza de ventas debe tener un especial protagonismo, reforzando así la relación empresa-cliente.

Marketing online

Las acciones que se pueden llevar a cabo para reforzar las ventas pueden ser campañas de marketing directo, de telemarketing, email-marketing o marketing online. Precisamente, estas últimas posibilidades han sido gracias a la contribución de Internet al mundo empresarial, hasta el punto de motivar una transformación del marketing tradicional con la introducción de nuevas herramientas de marketing y todas las ventajas que éstas comportan. Además, y dado los delicados tiempos, es probablemente el más rentable de todos, ya que el marketing online se adaptan a cualquier tamaño de empresa al ser mucho más económicas.

Uno de los primeros beneficios es el aumento de las ventas, ya que el marketing online sirve para mejorar el mercado potencial de ventas e incluso en los casos donde las transacciones se realicen mediante los métodos tradicionales. Al mismo tiempo, optimiza el servicio al cliente en todas las etapas del proceso de compra y eleva la comunicación con él. Sólo una página web constituye ya un canal de comunicación para mejorar el reconocimiento de marca, informar sobre nuevos productos y llegar a potenciales clientes.

Las herramientas a utilizar en marketing online son muchas  y variadas, siendo las más relevantes los buscadores y portales temáticos para posicionar el producto, banners y mailing electrónico. El concepto de Web 2.0 también ha creado nuevas formas de acercarse al cliente mediante blogs, weblogs y foros.