Cuando debes cambiar tus frenos

Los frenos de tu vehículo son fundamentales para mantener un buen rendimiento en el vehículo y un nivel de seguridad óptimo. Para conseguir las mejores piezas desguace citroen, te invito a que visites Despieces De, porque allí encontrarás siempre las mejores soluciones para que puedas encontrar los repuestos que necesitas.

Sin embargo, puede que no sepas cuándo se cambian los elementos del sistema de frenos, y por este motivo hoy vamos a hablar de ello. Así que, si te interesa conocer más al respecto, te invito a que sigas leyendo atentamente este post.

Momentos para hacer el cambio de las pastillas de frenos

Para hacer el cambio de las pastillas de frenos en los momentos indicados tendrás que fijarte en el nivel de desgaste que tienen. Estas dependiendo del tipo de conducción pueden tener una durabilidad de hasta 120.000 kilómetros, pero lo mejor será estar revisándolas cada 20.000 kilómetros.

Recuerda que, lo ideal es que las pastillas de freno se cambien cuando tengan un 30% de la goma de frenado, y nunca se deben dejar bajar de los 3mm de goma de frenado. Sin embargo, otros factores como la cristalización pueden hacer que tengas que cambiar las pastillas de freno de forma prematura y por este motivo debes asegurarte de evitarla.

¿Cuándo se cambian los discos?

Los discos de freno son piezas que son altamente resistentes y que pueden tener una vida útil bastante larga que alcanza hasta los 150.000 kilómetros. Pero, será siempre importante que se estén revisando para evitar que tengan cualquier tipo de irregularidades.

Las pastillas de freno en mal estado pueden reducir la vida útil de los discos de freno significativamente. Si comienzas a sentir vibraciones cuando frenas, esto se debe a irregularidades en el disco, por lo cual, tendrás que hacer el cambio de inmediato de los mismos.

¿Cuánto pueden constar las piezas?

Es importante considerar que las pastillas siempre es mejor comprarlas nuevas, y estas suelen tener un coste entre los 100 y los 200 euros. Esto dependerá del modelo de tu coche y de las pastillas que requiera para funcionar.

Por otra parte, los discos de freno suelen costar aproximadamente 200 euros, y el pistón del freno suele tener un coste sobre los 500 euros. Sin embargo, puedes encontrar estas piezas en un desguace por un precio un poco más reducido, y que se conserven en buen estado para tener un sistema de frenado en óptimas condiciones.